Son muchos los especialistas que nos indican que andar es muy importante a todas las edades pero ¿qué beneficios tiene andar en la salud de las personas?

Realmente, lo que nos beneficia es estar en movimiento y realizar ejercicio. Por eso, se habla de que andar es una de las mejores actividades: no supone un gasto y además es uno de los ejercicios que de manera más sencilla podemos incluir en nuestra rutina diaria. No sólo nos aportará salud para nuestro día a día, sino que además nos ayudará a afrontar el envejecimiento con mejores garantías

¿Cuáles son los beneficios de caminar?

Caminar beneficia al cuerpo en general, pero si debemos destacar algunos de sus puntos fuertes hay que decir que:

  • Es perfecto para las terapias de personas con diabetes, depresión, artritis o problemas cardiacos.
  • Evita los problemas cardiacos ya que mejora el estado de las arterias. Por tanto, se evitan enfermedades como la hipertensión o el colesterol, además de fortalecer el corazón.
  • Ayuda a que las articulaciones se “lubriquen” y funcionen mejor. Además, evita la posibilidad de rotura de huesos porque se incrementa la masa ósea.
  • Para los diabéticos es un ejercicio genial para estabilizar los niveles de azúcar en la sangre, además de crear una rutina muy favorable para las células y el trabajo de los músculos.
  • En el caso de querer adelgazar, junto con una dieta adecuada, es posible el control y la reducción de peso. Ten en cuenta que caminar a un ritmo alto durante una hora, quema alrededor de 400 calorías.

Cuestión de hábito

Si una persona tiene hábitos de andar de forma diaria, esta costumbre le ayudará a mantener la mente activa y positiva, ya que durante el paso se liberan endorfinas, unas sustancias que hacen que nos sentamos mejor con nosotros mismos y seamos menos propensos a sufrir estrés y otros problemas derivados como la depresión o la ansiedad.